Publicada el 18 de Octubre de 2017

Comisarios, artesanos, pintores, decoradores,… el Museo Guggenheim de Bilbao cuenta con el tipo de personal y colaboradores que uno acostumbra a ver en un centro cuyo núcleo es el arte. Sin embargo, este edificio es tan pieza de arte como todos los tesoros que guarda, algo que demuestran sus 70 premios.

edificio museo guggenheim de bilbao
Museo Guggenheim de Bilbao. Mikel Arrazola, Fototat 09 (CC BY-SA 2.5 ES)

Quizá lo que más llama la atención del museo, además del juego de luces de sus fachadas, sea la curvatura de las mismas. Siempre, claro, que consigamos apartar la vista de Puppy, el perro guardián que custodia sus puertas.

Su contorno, revestido por decenas de miles de metros cuadrados de titanio a lo largo de 23.530 m2, devuelven un bello arcoiris de colores a la ciudad de Bilbao, en su tiempo cubierta del humo de las fábricas y astilleros. Hoy la ciudad vasca no tiene nada que ver con aquella que fue en su día, y la figura del museo ha aportado su granito de arena al cambio. Pero estas curvas requieren un cuidado y mantenimiento en el que apenas paramos a pensar.

A lo largo de su tortuosa fachada surgen manchas, desperfectos y grietas con los años que alguien ha de reparar. Un equipo diferente de artistas vigila de cerca el Guggenheim: son los alpinistas que trabajan en su mantenimiento.

Los problemas de limpiar un Guggenheim

Limpiar y mantener las distintas fachadas del edificio no es una tarea sencilla como tampoco lo fue construirlo en tan solo cuatro años. Las paredes curvas son un reto añadido a la limpieza de una construcción ya de por sí bastante extensa. A esto hemos de sumar la complejidad de la limpieza de áreas donde instalar andamios resulta casi imposible y muy costoso.

Hablamos con Óscar Rábade Romero, Gestor de Ferrovial Servicios de Mantenimiento y Limpieza del museo Guggenheim, así como con algunos de los escaladores profesionales que se descuelgan para limpiar los ventanales y los mamparos de titanio.

Entrevista a Óscar Rábade, Gestor de Mantenimiento y Limpieza del museo

Un edificio de oficinas puede limpiar su fachada cada semana, pero este edificio es un poco más difícil. ¿Cada cuánto se limpia?

El edificio se limpia todos los días. Nuestra Sección de Limpieza está formada por un equipo de 20 limpiadoras, 4 cristaleros y 4 técnicos verticales (escaladores) que diariamente limpian las distintas partes del edificio. Hay zonas que se limpian a diario (galerias, Atrio, vidrios con cota baja…) y zonas que se limpian con periodicidad mensual, trimestral, anual…en función del plan anual de Limpieza.

Las superficies exteriores de la fachada son de titanio, vidrio en los muros cortina y piedra caliza. Cada superficie tiene su procedimiento y periodicidad de limpieza específica.

Es una fachada grande (14.505 m2) no se limpiará en un día, ni en una semana…

Depende de varios factores: el grado de suciedad, el tipo de superficie (titanio, piedra..) Por ejemplo, la limpieza anual de toda la piedra caliza de las fachadas con agua a presión y producto nos puede llevar un mes de trabajo.

vista aerea museo guggenheim de bilbao
Vista aérea del Museo Guggenheim de Bilbao. Mikel Arrazola, Fototat 09 (CC BY-SA 2.5 ES)

¿Cada cuánto se hacen las revisiones de la fachada? ¿Qué se mira y cómo? (No debe ser fácil de ver desde abajo, ¿se usan prismáticos?)

Periódicamente se revisan las fachadas en busca de alguna posible placa de titanio que se haya podido aflojar por el viento. Desde abajo o desde el puente de La Salve se ven los desperfectos más llamativos de las fachadas, pero las zonas no visibles o más alejadas tenemos que inspeccionarlas mediante técnicas verticales (escaladores).

Cuando pensamos en un edificio normal visualizamos andamios o una góndola que baja desde las alturas. Pero las formas del Guggenheim no predisponen a usar este tipo de herramientas. ¿Qué usáis?

Se utilizan plataformas elevadoras (articuladas y telescópicas) para alturas de hasta 15 metros. Todos nuestros oficiales y cristaleros tienen la certificación de manipulación de plataformas elevadoras, y cada tres años se renueva la formación.

Para alturas superiores usamos técnicas verticales. Por ello tenemos en plantilla un equipo de cuatro técnicos verticales (escaladores) con titulación IRATA, la certificación con más prestigio a nivel internacional en el área de la seguridad en técnicas verticales. Esta debe ser renovada cada 3 años.

¿Cómo se acerca el equipo a una fachada que se aleja de ti a medida que te descuelgas?

Mediante el uso de tensores guia y cuerdas fijadas a varios puntos que hacen que se pueda descender paralelo a la pared aunque esta esté inclinada hacia dentro.

Los muros cortina están provistos de anclajes los cuales se utilizan para anular el extraplomo (inclinación) de los muros. Los técnicos verticales son gente que viene del mundo de la escalada deportiva y están habituados a rapelar y colgarse en todo tipo de superficies. Una buena forma física es muy importante en este gremio.

escaladores que limpian y mantienen museo guggenheim de bilbao

Ocurre lo mismo con el material y los descansos. Subir y bajar a una fachada no es fácil, y esta es todavía más complicada. Todo ha de estar medido al minuto para evitar pérdidas de tiempo de horas.

Sí, los trabajos en altura tanto con máquina elevadora como de los escaladores se planifican al detalle y jamás debe haber prisas en la preparación, ya que las consecuencias de un descuido serían fatales. Muchas veces requiere más tiempo el colocar las cordadas, tendidos y anclajes de seguridad que el propio trabajo en sí. Todos tenemos grabado a fuego que en altura la base del éxito de una tarea realizada sin incidentes es una correcta preparación.

escaladores que limpian y mantienen museo guggenheim de bilbao

Si uno quiere trabajar cuidando un elemento tan importante como lo es el Guggenheim, ¿qué tiene que estudiar o aprender? ¿Qué formación tiene la persona que se descuelga para limpiar? ¿Y el que hace una reparación en la placa de titanio o el que impermeabiliza una junta?

Principalmente la misma formación técnica que se exige en un contrato de mantenimiento integral y limpieza en edificios del sector terciario. Si bien es cierto que a los trabajadores cuando entran en el museo se les imparte una formación específica sobre el tratamiento de espacios donde hay arte y los protocolos que debemos cumplir en este singular edificio.

Por ejemplo, es impensable que un albañil haga una perforación en una galería donde hay expuesto un cuadro o escultura por las vibraciones y polvo que puede generar. Tampoco se puede entrar con un cubo de agua a fregar una una galería, hay que saber en todo momento dónde se encuentran los armarios de emergencias más próximos a cada obra de arte, etc… Son formaciones que se imparten al trabajador durante el Plan de Acogida y que le sensibilizan respecto a la fragilidad y valor del contenido del museo.

escaladores que limpian y mantienen museo guggenheim de bilbao

En la plantilla de Ferrovial Servicios del museo hay distintas cualificaciones. Por ejemplo, en mantenimiento disponemos de electricistas y técnicos de iluminación para la iluminación arquitectónica e instalaciones eléctricas; frigoristas para la explotación y mantenimiento del sistema integrado de climatización; pintores para el pintado diario de las paredes de galerías; un metalista para los trabajos de estructura metálica; un carpintero para el mantenimiento de las más de 300 puertas del edificio y el mobiliario; un albañil para los trabajos de sustitución de baldosas de piedra caliza y construcción de tabiques; un técnico contraincendios para mantener y supervisar el complejo sistema contraincendios del edificio, etc. Todos los trabajadores de mantenimiento son oficiales de 1ª con titulación mínima de FP2.

Los técnicos verticales, a parte de los conocimientos  en escalada y la titulación internacional IRATA en tecnicas verticales, tienen conocimientos técnicos ya que realizan trabajos de mantenimiento en altura a parte de la propia limpieza de fachadas.

Los limpiadores tienen una media de 12 años de experiencia en limpieza de edificios singulares.

Son trabajos muy específicos que necesitan escaladores cualificados. Y de vértigo mejor ni hablamos…

Si, eso está claro. Un escalador con vértigo sería como un taxista que que se marea en el coche, algo impensable. Las vistas desde las alturas del museo son preciosas pero dan mucho respeto.

Como he dicho los escaladores del Museo están homologados con el certificado internacional IRATA. Esta es una certificación renovable cada tres años y obligatoria en muchos países para trabajar en este campo, no así en España.  Aun no siendo obligatoria, nosotros sí que exigimos esta homologación a nuestros trabajadores en altura.

Tristemente, en el mundo de las trabajos verticales existe una laguna legal en cuanto a formación requerida. Hay empresas que aprovechando esa laguna, “cuelgan” a sus trabajadores  sin que estos tengan una formación específica y práctica en equipos de escalada ni técnicas de rescate en altura.

Nuestros trabajadores sí están capacitados para realizar rescates, ya que han sido formados en IRATA. Esto implica, entre otras cosas, la realización periódica de simulacros de accidente. Sin miedo a equivocarme puedo asegurar  que Julen Garcia, nuestro encargado de escaladores esta dentro del “top ten” de personas con más conocimientos y capacidades en técnicas de escalada a nivel laboral en el País Vasco.

¿Qué supone ser un alpinista en el Guggenheim?

¿Se imagina el lector cómo debe ser trabajar dentro de una obra de arte conocida mundialmente? ¿Cómo es el currículum de estos trabajadores? Hemos tenido el placer de hablar con Julen García, técnico vertical del museo, para preguntarle cómo realiza su trabajo.

Entrevista a Julen García, técnico vertical, alpinista limpieza de vidrios y mantenimiento

¿Cómo es un día de trabajo en las paredes exteriores del Guggenheim?

Dependiendo de la meteorología, se planifican los trabajos en exterior o interior. Con lluvia o viento no se puede trabajar en altura en exterior por motivos de seguridad.

Si es un día caluroso buscamos las fachadas norte, ya que el calor en la cubierta se multiplica por el reflejo del sol en el titanio y podemos alcanzar temperaturas superiores a 40ºC.

Es un trabajo muy físico pero muy gratificante, ya que trabajamos en el mundo de la escalada que nos apasiona.

alpinistas limpieza de vidrios mantenimiento museo guggenheim bilbao

¿Cómo fue el primer día? El día que te dicen que vas a trabajar cuidando una obra de arte.

Fue un día muy emocionante, aun lo recuerdo. Con 23 años entrar a trabajar en el edificio más emblemático de Bilbao, y practicando una de mis pasiones (la escalada). Era todo un lujo.

Recuerdo que nos tuvimos que colgar en la torre de vidrios del atrio y me impresionó mucho estar rodeados de vidrios suspendidos. A pesar de haber escalado anteriormente estaba muy tenso. Con el tiempo te acostumbras.

¿Qué se siente al trabajar aquí, al descolgarse de una obra de arte? ¿Hay mucha presión por dejarlo en perfectas condiciones?

Es muy reconfortante y a su vez exige mucha responsabilidad, no es que haya presión, simplemente debemos ser conscientes del valor del contenido del edificio en el que estamos.

escaladores que limpian y mantenienen museo guggenheim de bilbao

Los EPIs (Equipo de Protección Individual) son claves en trabajos verticales. ¿Nos podríais comentar cómo es el proceso de colocación de este equipo?

Lo primero es definir el trabajo (exterior/interior, limpieza o mantenimiento…). Se valoran los posibles riesgos a la hora de acceder y realizar el trabajo.

Siempre tenemos un protocolo de rescate de cada zona y tarea en caso de que alguno de nosotros sufra un accidente y haya que descolgarle.

Recopilamos el material de escalada y las herramientas necesarias para acceder al punto de trabajo. Longitud cuerdas, materiales…

Nos colocamos las EPIS consistente en el equipo de escalada habitual: casco, gafas, frontal, etc.

Una vez puestos nos revisamos unos a otros que tengamos los arneses y EPIs bien colocados y sin ningún desperfecto.

Se monta el camino de acceso y el tendido de líneas, siempre siguiendo las normas de protocolo IRATA.

Una vez realizado el trabajo se desmontan las  líneas y tendidos, se limpia y comprueba el material y se guarda en el almacén.

Es importante resaltar que este tipo de trabajos siempre trabajamos en parejas. Nunca puede haber un técnico vertical trabajando solo.

Debemos estar todos capacitados para realizar rescates en altura, ya que el edificio tiene un entramado complicado y encontramos muy diversos escenarios siendo el rescate distinto en cada uno de ellos.


Muchas gracias, Óscar y Julen, por el tiempo dedicado. Un placer contar con vuestra experiencia.

Escrito por Marcos Martínez el 18 de Octubre de 2017 con las etiquetas: Alpinista Bilbao entrevista infraestructura Limpieza mantenimiento Museo Guggenheim Profesiones Proyecto Vertical

Aún no hay comentarios publicados.

Inicia sesión

Para guardar tus lecturas y seguir en otro momento, necesitamos saber quién eres

¿Has olvidado tu contraseña?

¿Aún no estás registrado?

También puedes entrar a través de:

Regístrate

Introduce tu correo electrónico y te enviaremos un email para activar tu perfil.

También puedes entrar a través de:

¿Has olvidado tu contraseña?

Introduce la dirección de correo electrónico con la que te registraste para recuperarla.

¿Has olvidado tu contraseña?

Tu contraseña ha sido cambiada.

Aviso

No se ha podido cambiar su contraseña de acceso.

¿Has olvidado tu contraseña?

Revisa tu correo electrónico para obtener el enlace de confirmación.

Aviso

No hay ningún usuario registrado con esa dirección de correo electrónico.

Aviso

Este usuario no tiene permitido el restablecimiento de su contraseña.

Regístrate

Tienes un email

Haz clic en el enlace adjunto para empezar a disfrutar de todas las ventajas de estar registrado.

Aviso

Ya estabas registrado con este correo electrónico

Aviso

Lo sentimos, pero hemos tenido un problema al completar tu registro. Por favor, inténtalo de nuevo.

Aviso

Lo sentimos, pero ese código de validación ya se ha usado en el registro de una cuenta de usuario.

Completa tu registro

¿Qué te interesa?

Selecciona los temas que te interesan y te enviaremos el contenido relacionado.

¿Con qué periodicidad quieres recibirlo?

Newsletter